miércoles, 19 de agosto de 2009

Charly que me hiciste mal y sin embargo...






¡La culpa la tiene Charly!- me dice mi amigo Arturo- Fíjate todo el daño que nos han hecho las canciones de Sui Generis a los de nuestra generación.

¿Cómo? No entiendo ¿a que te referís? le pregunto atónito.



Las letras de las canciones son mentiras, no existe esa clase de amor, son fantasías- me responde mi amigo.


Te explico en nuestra adolescencia creímos al pie de la letra lo que nos cantaba Charly y Nito, nos tragamos todo ese rollo respecto al amor ; pero ahora ya sé que no es así, el amor no tiene nada que ver con todo ese verso tan romántico y sentimentaloide.
Cada vez que quise vivir un amor como el que cantan las canciones de Sui Generis me hice mierda con la realidad- afirmaba Arturo con una vehemencia que realmente no le conocía.

Era obvio que nuevamente se había peleado con Lucia su novia y no sé porque extraño motivo involucraba a Charly García en el asunto.




Yo lo escuchaba respetuosamente, no cabía duda que necesitaba desahogarse y lo mejor que podía hacer era dejarlo hablar sin interrupciones.
Nos estafaron, loco. No existe la mina que te parche un poco y te limpie la cabeza, son como los unicornios, serán muy lindos pero no existen. –sentenciaba furioso mi amigo







Necesito alguien
que me parche un poco
y que limpie mi cabeza
que cocine guisos de madre
postres de abuela y torres de caramelo
Que ponga tachuelas en mis zapatos
para que me acuerde que voy caminando
y que cuelgue mi mente de una soga
hasta que se seque de problemas
y me lleve...
Y que esté en mi cama
viernes y domingo
para estar en su alma todos los demás
días de mi vida
Y que me quiera cuando estoy
cuando me voy, cuando me fui
y que sepa servir el té, besarme después
y echar a reír
Y que conozca las palabras
que jamás le voy a decir
y que no le importe mi ropa
si total me voy a desvestir..
para amarla
Necesito alguien
que me parche un poco
y que limpie mi cabeza
que cocine guisos de madre
postres de abuela y torres de caramelo
Si conocen alguien asi,
yo se los pido
que me avisen porque es asi totalmente
quien necesito...




En realidad, pensaba yo, el amor no es solo eso, es algo más, siempre es algo más de lo que pueda transmitirnos un poema o una canción.
Pero algunas canciones tienen el maravilloso poder de estimular y disparar nuestra capacidad de enamorarnos y de soñar otras realidades y creo que esa es la mayor virtud de las canciones de Sui-Generis, los Beatles y de muchos músicos de los cuales aprendimos que había ¨ ese algo¨ más que la triste, aburrida y mediocre realidad que los adultos nos mostraban como sociedad a la que debíamos adaptarnos sin chistar.



Éramos adolescentes, con todo lo que implica ser adolescentes.
Gracias a los Beatles, a Charly y a Bob Dylan tanto Arturo y yo descubrimos que la música era la razón de nuestra existencia.
Abrazábamos más a nuestras guitarras que a nuestras novias, aunque paradójicamente ellas fueran las musas inspiradoras de nuestras primeras canciones.





Pero había llegado el momento de despertar, la adolescencia no podía durar eternamente.
Lucía, la novia de Arturo, ya no se conformaba con canciones quería tener, según sus palabras, una relación más seria y se planteaba que futuro podría tener con alguien que se pasaba todo el día “rascando” la guitarra.
Era imperdonable escuchar el término “rascar” la guitarra en boca de alguien de nuestra edad y mucho menos de la novia de uno.
Pude comprender perfectamente el dolor de mi amigo.
“Rascar la guitarra” eran las palabras que nuestros padres peyorativamente usaban para denigrar totalmente nuestra mayor pasión.




Yo presentía que había llegado el momento de despertar, es decir, de ser concientes de que no iba a ser fácil defender, mantener, (mantenernos) y salir adelante con nuestra vocación de músicos.
Despertar a la realidad no quiere decir sumisa adaptación a la complacencia y estupidez generalizada.
Despertar a la realidad no quiere decir abandonar los sueños, por el contrario significa asumir con coraje la tarea de recorrer el camino de duro aprendizaje para convertir esos sueños en realidad. Pero para ello debemos dejar de quejarnos, de lamentarnos y de sentirnos víctimas…
Todo esto yo lo hubiese querido decir a mi amigo en aquel momento pero solo atiné a escucharlo en silencio porque en definitiva los amigos, pensaba yo, y aún lo sigo creyendo, están para comprender (aunque no necesariamente estén de acuerdo) y no para aconsejar.

También me hubiera gustado hacerle escuchar esta canción que años más tarde compusiera Andrés Calamaro.








Mucho tiempo ha pasado desde aquella conversación
Arturo y Lucia se separaron a poco días de esta charla. A ella la encontré años después, se había casado con un contador que probablemente le brindara más seguridad y estabilidad económica que cualquier músico.
De Arturo hace años que no sé nada., lo ultimo que me entere es que estaba tocando con una banda de rock en Canadá ,lugar donde decidió radicarse luego de una difícil estadía en España.
Pero hoy me acorde de él y de aquella lejana conversación al enterarme por Internet que Charly García vuelve a escena, en el estadio de Vélez, el 23 de octubre, el día en que cumple 58 años .Luego de pasar por una profunda crisis se dispone a celebrar la recuperación de su estado de salud .En el primer día se vendieron 15000 entradas.










Y Charly vuelve nuevamente a inspirarme y esta vez para decirle a Arturo(este donde este) y decirme a mi mismo que quizás con el paso del tiempo, la mayor lección que nos dio Charly( como buen escorpiano que es) es la de que es posible, como el ave fénix, resurgir una y otra vez de nuestras propias cenizas.



Ah…y sigue siendo rock and roll !!!

16 comentarios:

  1. Magnífico, conmovedor texto, real como la vida misma y a la vez....
    Cuanto me ha sugerido a la vez.

    Te tengo en gran estima

    ResponderEliminar
  2. Muy pero muy interesante tu entrada, la contaste de maravilla. Yo apuesto que Lucía tiene estabilidad económica y solidez pero dentro de todo extrañará un poco de poesía, magia, locura, y lo maquillará con otras superficialidades, pero ella como todos escogemos un camino a seguir y es válido también. Dices bien que no hay que peder los sueños, sólo asumirlos con responsabilidad. ¡Me encantó tu punto de vista.! Gracias por tu visita. Un abrazo.

    ResponderEliminar
  3. Hola Luis!
    Es así, "rascar la guitarra", o "los músicos son unos vagos" y "los pintores locos" todos "raros" los que se dedican al arte.
    Pero como decís muy bien, los sueños no deben abandonarse...nunca!
    Y Charly...siempre será Charly!
    Muy buen artículo el tuyo...me encantó!
    Un beso

    ResponderEliminar
  4. "..el tiempo traerá alguna mujer, una casa pobre, años de aprender. Como construir un tiempo de paz, nuestro hijo traerá todo lo demás.."

    Si bien citaste otro tema de Sui Géneris, leyendo la historia de Arturo, me vino éste a la mente. O al alma, no sé. Lucía..no creo que extrañe la poesía de Arturo, no, hay personas que nacen para determinado modo de vida y personas que para otro. Ninguna creo que esté equivocada, pero como dice joaquín, será "incompatibilidad de caracteres".
    No creo que haya que renunciar a los sueños, no creo que haya que andar explicándole al mundo qué queremos para nosotros mismos. Quienes se parecen a uno, continúan en el camino, compartiéndolo, quienes no..allá andarán, con su vidita a cuestas, igual que vos y que yo.
    Besos, me gusta tu blog.

    ResponderEliminar
  5. sólo creo yo que la historia consiste en no dejar de creer. si total, si finalmente, si cambiará, si pasará lo que sea, por qué quitarnos, encima, la capacidad de la ilusión. gracias por tu visita. nos seguimos!

    ResponderEliminar
  6. Pasé a visitarte,a conocer tu lugar.
    Me conmoví.

    Hasta pronto.

    ResponderEliminar
  7. como me gusta este blog!!! aguanten las ilusiones que nos hacen estos grosos!!! no creo que sean todas inventadas... hay amores asi, un abrazo

    ResponderEliminar
  8. ¡Cómo me emocioné y sonreí con los ojos húmedos leyendo este post!

    Gracias.

    Mirá, siento que la música y los libros, son pura fantasía, pero qué sería de nosotros si no existiera ese lugar en el mundo donde todo es posible.
    ¿Qué hubiera sido de nuestra adolescencia sin Sui Géneris?
    "Detrás de las paredes
    que ayer se han levantado,
    te ruego que respires todavía."

    Eso le díría a mucha gente de aquellos días.
    Hermosísimo post, me voy feliz :) de haber encontrado este blog!

    ResponderEliminar
  9. Saludos incal, un abrazo fraterno desde Buenos Aires, Gustavo.

    ResponderEliminar
  10. tan mal y bien que me hizo charly, ¡yo debo saber porque!
    espero la cancion..
    un beso incal!

    ResponderEliminar
  11. Gracias a todos lo que dejan sus comentarios.

    Para mí este texto sobre Charly tiene un valor emocional muy singular.

    Cuando lo escribi senti ,de alguna manera , la presencia de muchos de mis amigos y compañeros de adolescencia que tomamos distintos rumbos, pero todos de alguna forma u otra , siempre fieles a lo que nos dicta el corazon.

    gracias. Luis

    ResponderEliminar
  12. Las ilusiones como el amor no cambian, cambiamos nosotros. besitos mery

    ResponderEliminar
  13. Una obsesion no siempre es malo, siempre que uno sepa ordenar las prioridades.
    Me gustó mucho lo que escribiste. Y Charly...ese magnífico Charly, el que cae sin tocar el piso y sentir dolor. Como lo quiero...
    Cada amor es diferente para cada uno. Bah, creo yo que tiene que ver depende a cada necesidad, punto de vista, forma de ser. Quizás el amor de el que habló él y Nito a ellos si les hace bien. Encontra el tuyo.
    Salu, Mait

    ResponderEliminar
  14. A mi me hizo bien solamente, y cuánto bien!!! :)
    lo amo...
    Un placer este blog,, un besote!
    gracias por tu visita :)

    ResponderEliminar
  15. Todos podemos resurgir de nuestras propias miseras, es más, debemos hacerlo. No nos queda otra. Eso es algo que, efectivamente, se aprende con el tiempo.

    ResponderEliminar
  16. Lo peor no es la desilución de saber que esa mujer no existe, sino saber que existe y haberse dado cuenta tarde.
    Un abrazo.

    ResponderEliminar

Los pájaros cantaron
al hacerse de día.
“Empieza de nuevo”,
oí que decían.
No pierdas el tiempo
Pensando en lo que ya pasó
o en lo que aún no ha pasado.

Suenan las campanas que todavía puedan sonar.
Olvida tu ofrenda perfecta.
en toda cosa hay una grieta,
es por ahí donde entra la luz.

LEONARD COHEN