sábado, 11 de septiembre de 2010

Certeza

¿Quién canta tan dulcemente triste?

esa melodía tiene aroma a canela

¿Quién corre el velo de los días?

la niña habitada de pájaros suspira


Incandescente

la luz desbarata a la tarde

las pupilas de los mendigos de amor

son testigos del asombro.


y no se bien porque

pero tengo la certeza de que alguna vez

en otro tiempo fuimos el viento

que ahora nos despeina



14 comentarios:

  1. Yo también lo creo Incal.
    ¿Pero después? ¿Volveremos a ser viento, árbol, huerta, encina?
    No está mal ser el viento. Cómo me gustaría.
    Intentémoslo.

    ResponderEliminar
  2. ♥ Me encanta tu blog, me suscribo enseguida
    haber si podes pasarte al mio, mil besiños ;)

    ResponderEliminar
  3. ahhhh!!! lindo......
    bello viento,
    bellas palabras.
    besos :D
    Eztibaliszt

    ResponderEliminar
  4. No lo puedo creer.... hace días que tengo esa imagen dando vueltas con unos versos inconclusos que no he tenido tiempo de terminar........ igual...no tienen nada que ver con los tuyos....
    También tengo entre manos algo sobre el viento... pero esa es otra historia... una real que me contaron hace un tiempo...
    Hermoso leerte...
    Un beso

    ResponderEliminar
  5. Puede ser, Incal.
    El viento es un elemento mágico, que refresca, embriaga o arrasa. Como nosotros.
    Un abrazo.

    ResponderEliminar
  6. .... me ha emocionado profundamente .. , de alguna manera siempre me he sentido parte de "los elementos".. aire, tierra, agua, .. fuego..
    bellísimo..
    un abrazo
    isla

    ResponderEliminar
  7. Creo que en un tiempo fuimos parte de todo, cuando siento el aire jugar con mi pelo largo son como caricias....


    Que tengas una excelente semana

    Besos

    ResponderEliminar
  8. Que belleza, ahora somos el viento que nos despeina... bellisimo!

    un beso poeta :)

    ResponderEliminar
  9. "tengo la certeza de que alguna vez
    en otro tiempo fuimos el viento
    que ahora nos despeina"

    her-mo-so
    besos despeinados

    ResponderEliminar
  10. "la niña habitada de pájaros suspira..."

    Hágase un ratito INCAL!!! así conversamos!!!
    es necesario!!

    ResponderEliminar
  11. Pues como el viento eres tú, Luisiño, actualizando tu hermoso blog. No das tiempo ni a ponerse al día, qué anemómetro de hombre!
    Me suscribo yo también a la posibilidad de haber sido viento alguna vez que otra, y porque no quiero ser ordinario, si no podría demostrar empíricamente que lo somos varias veces al día, sobre todo cuando comemos legumbres. Sorry, Luis. Es que vivo en Cádiz.

    Un abrazote

    ResponderEliminar
  12. Hola Luis, bonito poema. "los mendigos del amor", tal vez se conviertan en viento, en luz de amanecer, en alas como caricias que no han recibido.
    Bendito viento que los acuna en su centro esencial.
    Un gusto leerte. Un beso grande!!!

    ResponderEliminar
  13. Estoy segura de eso Luis, aunque a veces nada mas seamos brisas leves ;)

    Besos

    ResponderEliminar
  14. Alguna vez fuimos viento, pero viento libre...

    Ni más tuya que de cualquiera
    ni más mia que de nadie
    voy y vengo según el viento
    Duele quererme y no tenerme
    pero más duele haberme tenido
    para de nuevo perderme

    ResponderEliminar

Los pájaros cantaron
al hacerse de día.
“Empieza de nuevo”,
oí que decían.
No pierdas el tiempo
Pensando en lo que ya pasó
o en lo que aún no ha pasado.

Suenan las campanas que todavía puedan sonar.
Olvida tu ofrenda perfecta.
en toda cosa hay una grieta,
es por ahí donde entra la luz.

LEONARD COHEN