jueves, 18 de marzo de 2010

Mujer junto a la ventana





La mujer, sentada junta a la ventana, escucha boleros en la radio, suspira lentamente y mira fijo a las tres Marías que titilan entre dos árboles, por encima de los techos de la azotea.

Así se duerme la mujer y sueña que esta sentada junto a la ventana escuchando música de boleros. En el sueño, suspira lentamente con los ojos fijos en las tres Marías que le guiñan los ojos en la oscuridad entre dos árboles por encima de los techos de las azoteas.

Cuando la mujer despierta, se encuentra suspirando lentamente, sentada junto a la ventana, escuchando boleros en la radio.

Sus ojos miran fijamente a las tres Marías que tiemblan en la oscuridad entre los árboles por encima de las azoteas.




La mujer entra al sueño sin darse cuenta y en el sueño se veía junto a una ventana que canta boleros. De pronto suspira fuerte porque las tres Marías, descolgándose de los árboles por encima de los techos de las azoteas, la toman de la mano para bailar,

En el sueño, la mujer baila con las tres Marías dentro de la música de la ventana, las cortinas se balancean rítmicamente, hasta que se despierta bailando con las tres Marías esos boleros que suenan en la radio dormida.

En los giros, la mujer ve como los dos árboles se sientan junto a la ventana, y suspiran lentamente, mirando a las tres Marías que titilan por sobre los hombros de la mujer que baila sobre los techos de las azoteas.

Así la mujer vuelve a soñarse, de hombros encogidos, suspirando suavemente y en la ventana donde suenan boleros para las tres Marías, hay una mujer que sueña , otra que baila y una que suspira.





(Dedicado a la memoria de Ruben D´Alba)


24 comentarios:

  1. Hermoso!
    Que tenue es a veces la linea que separa la realidad del sueño. Vivamos pues nuestros sueños!
    Felíz día

    ResponderEliminar
  2. Que hermoso!!! que poético y bien armado. Muy bueno!!!
    Un beso.

    ResponderEliminar
  3. Realmente es una belleza, no te puedo explicar la linda sensación al leerlo. Además pude imaginar a esa mujer bailando, soñando, las Tres Marías, las azoteas, escuché los boleros, todo. Me ha encantado.

    Besos!

    ResponderEliminar
  4. Estoy maravillada!! Es sencillamente hermosísimo!!
    Tan bien hilado, te lleva a la ventana, se pueden escuchar los boleros, se ven las tre Marías y los árboles que se mecen junto a la mujer que danza.
    Felicitaciones.
    gracias por compartir

    ResponderEliminar
  5. "Ladomio" buscando para bailar a "Tuotrolado" jaja y me encuentro con las tres Marias asomando a un cielo que entra por las ventanas!

    Que gusto!

    Tu margen izquierdo es absolutamente enriquecedor!

    Me llevo tu link para seguirte!

    Abrazos

    ResponderEliminar
  6. Leyendo tus letras hay una mujer que sueña… que danza en tus palabras y que suspira maravillada…al navegar en el gran misterio del alma donde las tres marías no dejan de iluminar al hombre que es capaz de imaginar a la mujer junto a la ventana que escucha boleros …besos

    ResponderEliminar
  7. Hola Luis, ya deje mi comentario, ahora entro para decirte que extraño los tuyos en mi blog!!! no me abandones jajaja!! Es que cada opinión me ayuda a crecer. Y esto es tan reciente para mí, que cada comentario es un estímulo tremendo, sobre todo si viene de personas que escriben tan bello.
    Un beso y hasta pronto.

    ResponderEliminar
  8. Te comparto que me dejaste una sensación extraña, van dos veces que vengo y no logro definir esa sensación que se apodera de mi talvez estoy soñando...

    ResponderEliminar
  9. Y en los sueños danzan unidas como una sola...despiertas vivaces y llenas de vida...junto a la ventana.

    Biko.

    ResponderEliminar
  10. Este comentario ha sido eliminado por un administrador del blog.

    ResponderEliminar
  11. Me encantó pasear por tu blog y me deleité con el juego perfecto de Mujer junto a la ventana.
    Gracias por tu visita a mi blog y seguiré pasando por aquí.
    Saludos

    ResponderEliminar
  12. Me gustó pasar a corresponderte a tu visita.
    Yo soy como esa María que sueña. Precioso tu escrito.
    Un afectuoso abrazo
    Inma

    ResponderEliminar
  13. Te agradezco mucho tus palabras, hoy mas que nunca cuando no sé si dejarlo todo. Es un placer leerte siempre. Gracias. Un fuerte abrazo.

    ResponderEliminar
  14. Al principio me recordó a la "Continuidad de los parques" de Cortázar... pero ese es de suspenso y éste es tan sutil y etéreo que casi se puede sentir ese sueño....
    Muy bello
    Un beso

    ResponderEliminar
  15. No hay caso. Cuando la vida es sueño, es más hermosa.
    Un abrazo

    ResponderEliminar
  16. ¡¡Que bueno!!

    Un texto que es una poesía, me encantó.

    mariarosa

    ResponderEliminar
  17. Sueños como muñecas rusas.
    Que siga soñando.

    Saludos.

    ResponderEliminar
  18. hola!
    te invito a que pases por mi casa
    dejare la puerta entreabierta..
    te dejo un fuerte abrazo!!!

    ResponderEliminar
  19. delicioso,adorable tu homenaje


    besos*
    (soñé que soñaba)

    ResponderEliminar
  20. Muy bueno Luis. Me has conseguido transmitir la sensación de mareo a la hora de despertar de un sueño... Que placer volver a detenerme por aquí y leerte. Últimamente no ando muy bien de tiempo, pero parece que he vuelto. Un abrazo

    ResponderEliminar
  21. Muy lindo tu escrito. Particularmente Las Tres Marías tienen un magnetismo especial.Lindísima la fotografía. Muchos saludos desde Argentina.

    ResponderEliminar
  22. Una imagen dentro de la otra y dentro de la otra, otra...Y así...

    Pura belleza.
    Besos.

    ResponderEliminar
  23. Antes que nada quiero felicitarte por esta hermosa pagina einvitarte a que nos escuches en FANTASIA RADIO una radio via internet solo vista nuestra pagina en www.fantasiaradio.com y ponte en contacto con nosotros por medio de nuestro msn fntasias@fantasiaradio.com

    ResponderEliminar
  24. fantasias@fantasiaradio.com nuestro msn

    ResponderEliminar

Los pájaros cantaron
al hacerse de día.
“Empieza de nuevo”,
oí que decían.
No pierdas el tiempo
Pensando en lo que ya pasó
o en lo que aún no ha pasado.

Suenan las campanas que todavía puedan sonar.
Olvida tu ofrenda perfecta.
en toda cosa hay una grieta,
es por ahí donde entra la luz.

LEONARD COHEN